El sábado pasado fuimos junto a personal del Banco Santander de PR, y a las parroquias San Fernando Rey y San Judas Tadeo a los barrios Galateo y Cruz Quebrada de Toa Alta que tienen mucha necesidad. Se brindó ayuda a más de 100 familias.

Nos sentimos muy felices de servir y amar!